Investigación: Board interlocks through family names: a network analysis of Chilean largest corporations.

Investigación: Board interlocks through family names: a network analysis of Chilean largest corporations.

Recientemente, el sociólogo chileno Sebastian Hunneus terminó su tesis de magister en Sociología Económica en la London School of Economics. El objetivo principal de Huneeus fue describir las redes de directores de empresas en Chile, usando la base de datos creada por el Proyecto “Elites UDP-ICSO”, el cual forma parte de este programa.

A continuación los dejamos un texto preparado por Sebastian en el cual explica en que consistió su trabajo. Al final del texto podrán acceder a un link con la tesis completa.

 

“Board interlocks through family names: a network analysis of Chilean largest corporations”.

Existen dos grandes razones para estudiar sociológicamente a las elites en Chile: en primer lugar, una razón contextual, que dice relación con la estructura piramidal de nuestra sociedad y con el carácter sistemáticamente cerrado de la élite; en segundo lugar, una razón epistémica que dice relación con un vacío a nivel del conocimiento sobre qué es lo que piensan estos grupos, cómo son, cuál es su composición y su relación con el resto de la sociedad. Respondiendo a este llamado, quise aportar con algunos elementos para la reflexión sociológica de la élite económica chilena.

En mi primer trabajo, titulado las Estrategias Matrimoniales de la Elite económica chilena, y que transformé a formato libro de divulgación (Matrimonio y Patrimonio, Uqbar 2013), describí algunos de los mecanismos no económicos de reproducción social de este grupo, principalmente, cómo se conforman las parejas. Para contestar la pregunta de investigación, utilicé el método de entrevistas en profundidad, aplicándoselas a doce miembros de la élite económica chilena.

La principal dificultad del trabajo fue conseguir un concepto de élite económica que fuera satisfactorio, es decir, lo suficientemente acotado como para no integrar a todo el mundo dentro de ella, así como lo suficientemente elástico como para que fuera adaptable a las particularidades de la sociedad chilena. Por esta razón, construí un concepto de élite basándome en tres dimensiones: relacional, simbólica y patrimonial. Relacional, queriendo decir que el agente pertenezca a una red social de élite. Nivel simbólico: que el agente sea reconocido como miembro de la elite por una comunidad de pares. Y patrimonial, que el agente posea los recursos y tenga las credenciales de la élite.

El principal hallazgo de este trabajo fue darle sistematicidad a las percepciones de los agentes, quienes reconocieron que existen formas de endogamia al interior de la élite económica, no obstante, estas no necesariamente son estratégicamente planificadas. Es decir, que no hay matrimonios por interés, sino que más bien, afinidades interpersonales que derivan en la reproducción endogámica de la punta de la pirámide social.

El segundo trabajo lo realicé en mis estudios de magister en sociología económica en LSE, y tuvo como objetivo principal el describir las redes de directores de empresas usando la base de datos creada por el Proyecto Élites UDP-ICSO.  Este trabajo fue cuantitativo y utilice un programa de análisis de redes sociales (Ucinet) para construir las redes entre directorios a partir de los apellidos que tenían en común los directorios.

A partir del uso de diversos coeficientes de red, el principal hallazgo de este trabajo fue el haber encontrado un grupo de apellidos que están ramificados entre los directorios de las empresas chilenas, dándoles una cohesión sociológica que permite hablar de que vínculos familiares y profesionales tienen un nivel de asociación bastante alto a nivel de la élite. Cabe decir que en este segundo trabajo, el concepto de élite empleado fue mucho más acotado: lo limité al hecho de ser director de alguna de las mayores empresas en Chile y a identificar los apellidos que más se repetían.

Más en particular, encontré los siguientes hallazgos. Al construir una red de directorios, usando tanto los vínculos económicos como no económicos entre los directorios, observé que a mayor centralidad dentro de la red, no necesariamente hay una mejor posición en los rankings de empresas. Es decir que, los coeficientes de centralidad tienden a tener una relación negativa con el rendimiento en el ranking, lo cual habla de la posible existencia de razones no económicas para explicar la centralidad.

Una segunda conclusión es que solamente controlando por conexiones familiares entre directorios, el apellido Larraín explica la mayor parte de las conexiones. Cabe decir, no obstante, que un apellido en común no necesariamente implica conexión familiar, pero en el caso de apellidos “aristocráticos” o “empresariales” se puede especular entorno a que sí existen conexiones familiares.

Una tercera conclusión es que existen dos tipos de firmas que pueden ser diferenciadas levemente en base a los indicadores de redes sociales: las firmas que son “insiders” y las que son “brokers”. Las insiders tienden a tener mayor centralidad en la red y tener un conjunto de conexiones más cohesivo; las brokers tienen una red levemente más difusa y, por ende, un mayor acceso a la diversidad.

Para concluir, quiero alentar a los estudiantes y académicos a explorar este tema, ya que es un tema que esta candente, tanto por la concentración mundial de la riqueza, como por la falta de conocimiento en esta área. Mis trabajos han intentado aportar desde lo cualitativo y cuantitativo al conocimiento de estos grupos.

 

La tesis completa de Sebastian Huneeus se puede Ver y Descargar Aquí.